Halloween: El fotógrafo que capturó el «fantasma» de Lincoln

William H. Mumler fue pionero en la fotografía de «espíritus» a finales del siglo XIX

«Hace algún tiempo que en mi laboratorio ensayaba un nuevo aparato fotográfico haciendo reproducir mi propia fotografía; de pronto sentí que se ejercía cierta presión sobre mi brazo derecho y una especie de cansancio general en todo mi cuerpo. Pero quién describiría mi admiración cuando miré y vi reproducido mi retrato, encontrando a su derecha la imagen de una segunda persona, la cual no era otra que mi difunta prima!». Así narraba William H. Mumler cómo capturó por primera vez a un «espectro» con su cámara fotográfica en 1861. Posiblemente fue el residuo de un anterior negativo capturado con la misma placa, pero aquella imagen le convirtió en el pionero de la fotografía de «espíritus».

La primera fotografía de «espíritus»
La primera fotografía de «espíritus»– WIKIPEDIA

Citando el reportaje sobre «Fotografía espectral» de un periódico alemán, la Revista Espiritista española reproducía en su número de noviembre de 1869 las palabras de este joven fotógrafo aficionado de Boston que a raíz de esta imagen dejó su trabajo como joyero y se dedicó a fotografíar «fantasmas» en Boston y posteriormente en Nueva York. Era un negocio lucrativo aquellos años, por el gran número de personas que habían perdido a sus familiares en la guerra civil americana y el auge que vivió en esos años el espiritismo.

De poco importaba que las imágenes fueran «un poco empañadas y oscuras» con las «facciones bastante difíciles de reconocer», como las describía la revista. Sus clientes las consideraban auténticas.

«Es probable que Mumler lograra las imágenes insertando una placa de vidrio positivada preparada previamente con la imagen de los muertos en su cámara, que colocaba frente a la placa sin utilizar usada en la fotografía de sus clientes», explicaba Howard Timberlake en un artículo en la BBC, pero los análisis de expertos en fotografía no lograron encontrar ninguna evidencia de que las imágenes fueran fraudulentas.

A juicio

Las acusaciones de otros fotógrafos le llevaron ajuicio en Nueva York en 1869, el mismo año en que la Revista Espiritista publicaba el artículo instando a acoger con prudencia el descubrimiento porque «los americanos que nos sobrepujan en tantas cosas, nos han enseñado también que nos sobrepujan, y de mucho, en la invención de cuentos».

THE AMERICAN MUSEUM OF PHOTOGRAPHY

Durante siete días se escucharon en la audiencia las declaraciones de testigos de Mumler, como un prominente exjuez que también era espiritista, y de varios fotógrafos que explicaron cómo se podían conseguir estos efectos mediante trucos en el cuarto oscuro. El juicio atrajo la atención del país, como refleja la portada del diario Harper’s Weekly.

El fiscal expuso que Mumler había retratado al mismo «fantasma» en fotografías tomadas en Boston y Nueva York o que algún «espíritu» estaba vivo. Sin embargo, el juez decidió finalmente retirar los cargos contra Mumler por falta de pruebas, aunque de mala gana, según recuerda la web del The American Museum of Photography. Explicó que aunque él creía que había truco o engaño (por parte de Mumler), no había evidencias que así lo demostraran, a tenor de lo recogido por The New York Daily Tribune. De esta manera, dio la razón tanto a unos como a otros.

Aunque Mumler fue absuelto, el juicio socavó su reputación y sus finanzas. La enorme suma de 3.000 dólares que se tuvo que gastar en abogados le dejó arruinado. Regresó a Boston, donde continuó con su fotografía de «espíritus» aunque de forma más modesta. Fue en esta época cuando realizó su foto más famosa.

En 1872, recibió la visita de una mujer que se presentó como señora Tundall, que deseaba ser fotografiada junto al espíritu de su difunto marido. Era Mary Todd Lincoln, viuda del presidente estadounidense Abraham Lincoln, cuyo «fantasma» mostró de pie detrás de la ex primera dama, con sus manos en los hombros, siete años después de su muerte. Mary Todd Lincoln había perdido a dos hijos y a su marido y con los años se había visto atraída por el espiritismo.

Mumler murió en la pobreza en 1884. Poco antes, destruyó todas sus placas y sus negativos. Nunca se supo con certeza cómo realizó sus fotografías falsas.

Origen: Halloween: El fotógrafo que capturó el «fantasma» de Lincoln

Related Post

Deja un comentario