“Brujas de la noche”: Las guerreras soviéticas que hicieron temblar a Hitler

Aprovechando la oscuridad de la noche, el 588º regimiento de bombardeo, compuesto únicamente por mujeres, inoculaba el miedo entre los nazis. Su valor y astucia hizo que protagonizaran uno de los episodios más heroicos de la II Guerra Mundial.

Esta élite de guerreras fue bautizada con el sobrenombre de “Brujas de la Noche” por los alemanes debido a sus operaciones nocturnas, y por el ruido de sus biplanos que, parecía como el susurrar de una escoba, fue una historia de valor y patriotismo, vamos a contarla:

1. La URSS en peligro

En Junio de 1941, los nazis lanzaron la Operación Barbarroja para conquistar la URSS. La Unión Soviética fue cogida por sorpresa y se encontraba en una situación desesperada. La superioridad técnica y aérea de los nazis era incuestionable.

Ante tal carencia de medios, Stalin decretó una orden el 8 de Octubre de 1941, para que las mujeres soviéticas fueran a la guerra, más de 1 millón de ellas respondieron a la llamada, como francotiradoras, zapadoras y tanquistas.

El Polikárpov I-16
© FOTO: WIKIPEDIA I-16: La “ardilla voladora” de la URSS

Marina Raskova había sido la pionera de la aviación femenina, pulverizando varios record de vuelo sin escalas. Si había mujeres zapadoras, tanquistas etc. ¿por qué no mujeres aviadoras?

Stalin, que tenía buenas relaciones con Marina, accedió a su petición y se crearon 3 regimientos femeninos de combate aéreo: la división 586, la división 587, y la más famosa de todas, el regimiento 588º de Bombardeo Nocturno:”Las Brujas de la Noche” bajo el mando directo de Raskova.

En un principio se reclutaron 115 mujeres voluntarias de entre 17 y 22 años, que viendo el sufrimiento de su patria, decidieron unirse a la lucha. En un tiempo récord(6 meses), recibieron un entrenamiento intensivo en técnicas de combate, pilotaje y supervivencia que normalmente duraba año y medio.

Hundimiento del acorazado de bolsillo Graf Spee
© WIKIPEDIA/ US NATIONAL ARCHIVES-Cuando la Segunda Guerra Mundial llegó a América del Sur

Sus “monturas de guerra” eran los aviones Polikarpov-2, biplanos de los años 20, dedicados a tareas de fumigación y entrenamiento.

Tras pasar el duro entrenamiento, llegaron al frente el 27 de mayo de 1942, y el 12 de junio realizaron el primer vuelo de combate.

Estas valientes mujeres a bordo de estas vetustas aeronaves, iban a sembrar el terror entre los ases de la aviación alemana, la Luftwaffe.

2. Organización

Como hemos dicho, los Po-2 son aviones muy antiguos, que no podían compararse ni en velocidad ni en armamento, con los Messerschmitt-109 o los Focke-Wulf Fw 190. Su estructura era de madera y lona. Ante cualquier impacto ardían instantáneamente.

¿Entonces qué hicieron estas valientes luchadoras para infligir daño a los nazis?

Pues usando, la debilidad de sus aviones a su favor. Aunque eran lentos(150Km/h de velocidad máxima), podían volar a baja altura, donde los cazas enemigos no podían alcanzarles, usando también su maniobrabilidad superior para esconderse en los bosques, donde no podía ser impactadas.

© SPUTNIK/ GEORGIY ZELMA Stalingrado, la contienda que selló el destino del nazismo en Europa

Además sus viejos aviones tenían una ventaja fundamental, no hacían apenas ruido, antes de lanzarse sobre sus objetivos dejaban el motor a ralentí y planeaban suavemente sobre el blanco por la noche, dejando caer artefactos explosivos sobre los desprevenidos alemanes.

Sus objetivos solían ser campamentos, fortificaciones, puentes e incluso las propias ciudades alemanas recibieron su ira.

Estas guerreras hacían casi 10 misiones al día ya que, los Po-2 solían podían llevar dos bombas, y había que estar constantemente yendo y viniendo, con el riesgo que eso conllevaba que, como vamos a ver en el siguiente apartado, era muy elevado.

La línea principal: reconstrucción de uno de los combates de la Batalla de Moscú (1941-1942)
© SPUTNIK/ VITALY BELOUSOV La línea principal: reconstrucción de uno de los combates de la Batalla de Moscú (1941-1942)

 3. Misiones

En primer lugar, el peligro más grande eran las baterías antiaéreas y ametralladoras enemigas. Aunque eran sigilosas, si el enemigo las detectaba podían darse por muertas, porque su baja velocidad, les impedía escapar a tiempo de la respuesta nazi. Aparte, no poseían paracaídas ni ningún medio de salvamento si eran impactadas.

Sus misiones eran prácticamente suicidas, teniendo el regimiento casi un 50% de bajas, de los más altos de la guerra, haciendo operaciones que nadie se atrevía a hacer.

Brujas de la noche Yevdoquía Bershánskaya, María Smirnova y Polina Guelman
© WIKIPEDIA Yevdoquía Bershánskaya, María Smirnova y Polina Guelman

Luego estaba el hecho de que si caían capturadas su destino era la muerte, en casi, el 90% de los casos. Los nazis no perdonaban estos ataques psicológicos y menos en manos de mujeres, por lo que el fusilamiento era lo más habitual casi siempre en caso de ser atrapadas.

Monumento a los soldados soviéticos en Berlín, conocido como El Guerrero Libertador, que honra a todos los fallecidos en la lucha contra el nazismo
© SPUTNIK/ ALEKSANDR YURIEV “La URSS perdió 50 millones de personas y le roban su victoria”

 4. Valor heroico

Los ataque realizados, debido a las características de sus aviones, eran de muy baja intensidad pero hacían mucho daño, sobre todo mental. Su sigilo hacía que ningún lugar estuviera a cubierto de sus incursiones, y el hecho de que muchos pilotos fueron abatidos por estas mujeres aviadoras, para la mentalidad de la época era una deshonra, destrozando su orgullo.

Tal era el miedo que despertaban las Brujas de la Noche, que Hitler concedía una cruz de hierro por bruja abatida, y se creó un regimiento alemán de combate nocturno, para contrarrestar las ofensivas de esta división de élite femenina.

5. Un ejemplo para el mundo

Al finalizar la guerra, realizaron más de 20. 000 asaltos lanzando casi 3000 toneladas de bombas. Fue el único regimiento aéreo de su tiempo compuesto exclusivamente por mujeres, y el más condecorado de toda la Fuerza Aérea Soviética. Veintitrés aviadoras recibieron la distinción de Heroína de la Unión Soviética.

“Brujas de la noche en 2008 (archivo)
© SPUTNIK/ SERGUEI PIATAKOV “Brujas de la noche” en 2008 (archivo)

Como recompensa por sus esfuerzos, se creó el regimiento 46º de Bombardeo Aéreo de la Guardia Tamana, constituyendo la élite del ejército soviético.

“Incluso si fuera posible reunir todas las flores del mundo no serían homenaje suficiente a su valor”.

Origen: “Brujas de la noche”: Las guerreras soviéticas que hicieron temblar a Hitler

Facebook Comments

Related Post

LEER  Historia: Siguió a Hitler hasta el Polo Norte: la historia nunca publicada del último soldado nazi. Noticias de Alma, Corazón, Vida

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
A %d blogueros les gusta esto: